Hay posts que salen con fluidez y facilidad. Este no es uno de esos. Este es un post de HASTA SIEMPRE, no de adiós. Pero no por eso es menos duro.
Hasta siempre Fer!!
Se lo difícil que ha sido llegar a esta decisión y lo que has dejado y sacrificado en el camino por tirar de MÁS VALOR. GRACIAS POR MILLONES! Pasamos por todo lo que se pasa cuando se está emprendiendo (amplificado y profundizado por una coyuntura nada favorable): risas, alegrías, decepciones, aprendizajes con dolor y sin dolor, frustraciones, ilusiones… pero juntas y sin darnos por vencidas aún sin saber de dónde podíamos sacar las fuerzas.

Hicimos mucho, aprendimos más. Del mundo, de las cosas y de nosotras. Yo entiendo que para conseguir lo que querés conseguir ahora necesitás toda tu energía y mucho de tu tiempo y eso no es compatible con MV. Lo acepto y lo respeto, además te apoyo.

Pero como una loca seguís siendo, con o sin MÁS VALOR, en Locas Musas seguimos contando con vos…la cabra siempre tira para el monte!! :) Y también, estoy segura, que seguiremos haciendo proyectos juntas, bajo un paraguas diferente pero con el mismo espíritu de siempre: Más y mejor. Y en eso estamos, no?

La bizcocha te deja este texto de su parte, ya sabés…no puede con el genio 😉

“Los lobos sanos y las mujeres sanas comparten ciertas características psíquicas: una aguda percepción, un espíritu lúdico y una elevada capacidad de afecto. Los lobos y las mujeres son sociables e inquisitivos por naturaleza, y están dotados de una gran fuerza y resistencia. Son también extraordinariamente intuitivos y se preocupan con fervor por sus vástagos, sus parejas y manadas. Son expertos en el arte de adaptarse a las circunstancias siempre cambiantes y son fieramente leales y valientes. …Una mujer sana (la que se mantiene vinculada a su naturaleza) se parece mucho a una loba: robusta, colmada, tan poderosa como la fuerza vital, dadora de vida, consciente de su propio territorio, ingeniosa, leal, en constante movimiento. ..Si la han perdido (a la naturaleza salvaje), cuando la vuelvan a encontrar pugnarán por conservarla para siempre. Ahora saben instintivamente cuándo tienen que morir las cosas y cuándo tienen que vivir; saben cómo alejarse y cómo quedarse.
…en nuestro interior tenemos la capacidad de volver a configurarnos como las criaturas salvajes que antaño fuimos y tenemos los huesos que nos pueden cambiar y pueden cambiar nuestro mundo, y tenemos el aliento, nuestras verdades y nuestros anhelos, juntos constituyen el canto, el himno de la creación que siempre hemos ansiado entonar….” C. Pinkola Estés.
No es cierto que sí, loba? Hasta siempre y mil gracias!

ferydolo.001